Los guardias de seguridad de una prisión en Castle Rock (Colorado, EE.UU.) encontraron en el techo de la cárcel a un recluso que se encontraba fugitivo, informó el canal WHNT.

Cody Crocker, de 34 años, fue dado por desaparecido el pasado 13 de febrero. El presidio fue cerrado y acordonado de inmediato para iniciar su búsqueda, aunque las autoridades, basándose en los planos estructurales del edificio, confiaban en que el hombre no pudiera haber escapado del perímetro interno de la cárcel.

En menos de una hora, los oficiales escucharon ruidos y descubrieron que Crocker se escondía en el techo de una de las zonas comunes. El interno fue examinado por el personal médico y devuelto a su celda. Aún se desconoce cómo logró tal hazaña.

Crocker se encuentra recluido desde el 5 de febrero y cumple una condena por falsificación de documentos, suplantación y sospecha de soborno a un funcionario público. Además, está acusado de hurto y posesión de objetos para el consumo de narcóticos.

Deja un comentario