El presidente estadounidense Donald Trump ha anunciado de forma sorpresiva que sustituye a su Secretario de Estado, Rex Tillerson, tras “algunos desacuerdos” y lo reemplaza por el actual director de la CIA Mike Pompeo quien, a su vez, será relevado por Gina Haspel, la actual subdirectora.

El mandatario ha utilizado Twitter para confirmar una noticia adelantada por el periódico The Washington Post. En su tuit, Trump ha asegurado que cree que Pompeo hará “un trabajo fantástico” y ha agradecido a Tillerson sus servicios. Por su parte, el nuevo Secretario de Estado se ha declarado “profundamente agradecido” por el nombramiento.

En substitución de Pompeo, Trump ha anunciado que Gina Haspel se convertirá en la nueva Directora de la CIA, convirtiéndola en la primera mujer elegida para liderar la agencia de inteligencia estadounidense.

Tras el anuncio de la destitución, Trump ha atendido a los medios en una breve comparecencia en la que ha vuelto a agradecer a Tillerson sus servicios pero ha reconocido que tiene mucha más afinidad con Pompeo. El presidente ha asegurado que con el actual Secretario de estado había tenido desavenencias “como en el pacto nuclear con Irán” y que había tomado la decisión de reemplezarlo en solitario. En el momento de su sustitución, Tillerson acababa de regresar de un viaje a África.

Trump ha expliado que, de cara a las negociaciones con Corea del Norte, quería tener a alguien con un punto de vista más cercano a él respecto al asunto. Este movimiento ocurre pocos días después del anuncio de una cumbre programada para el mes de abril entre el mandatario y el líder norcoreano Kim Jong Un.

Mike Pompeo Mike Pompeo (Saul Loeb / AFP)

Se trata de la mayor reestructuración del Gabinete de Trump hasta la fecha, aunque es un movimiento que se esperaba desde octubre pasado, cuando surgieron rumores sobre un enfrentamiento entre Trump y su responsable de política exterior. Por otro lado, Pompeo, ex congresista por Kansas, es visto como una persona leal al presidente dentro de la administración.

Trump y Tillerson habían discrepado en varias ocasiones en asuntos como Corea del Norte o Rusia. El mismo lunes, el Secretario de Estado criticó duramente a Rusia por el envenenamiento al exespía ruso Serguéi Skripal y su hija en el Reino Unido después de que la secretaria de prensa de la Casa Blanca, Sarah Sanders, no lo hiciera.

Tillerson, de 65 años, dejó su puesto como presidente ejecutivo de Exxon Mobil para unirse a la administración.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Conoce cómo se procesan los datos de tus comentarios.