Una legionaria del Tercio Juan de Austria, con base en Viator (Almería), ha sido sancionada con tres días sin sueldo por ausentarse de un acto conmemorativo a la patrona de la Infantería, la Inmaculada Concepción.

Los hechos, adelantados por el diario El País, se produjeron el pasado 8 de diciembre, cuando la mujer explicó que no tenía con quién dejar a su hija de dos años, ya que las guarderías se encontraban cerradas y su marido, también legionario, participaba en el desfile.

A pesar de la festividad, los militares tenían orden de acudir en el horario habitual

A pesar de la festividad, los militares tenían orden de acudir en el horario habitual. Ante esta situación, la mujer solicitó librar ese día aduciendo asuntos propios, cosa que le fue denegada, al igual que a su marido.

La resolución sancionadora recoge, según El País, que la soldado tiene la “responsabilidad desplegar los medios a su alcance, organizándose como estime conveniente, sin trasladar su deber de cuidado de los hijos a la institución castrense”.

No obstante, aunque esta cuenta con una reducción de jornada para el cuidado de la niña, su disfrute queda “supeditado a las necesidades del servicio”. Y en este caso, según se desprende de la sanción la festividad de la Inmaculada es parte de las “necesidades del servicio”.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.