En los primeros tres meses de 2018 se han producido 51 tiroteos masivos y se han registrado más de 13.000 incidentes con armas en Estados Unidos.

En este tiempo, 146 niños y 627 adolescentes han resultado heridos o han muerto por culpa de las armas. Son cifras de la organización Gun Violence, que recopila todos los datos sobre incidentes con armas en el país.

Estados Unidos es el país desarrollado donde se producen más homicidios con armas

El 14 de febrero, un chico de 19 años que había sido expulsado del Instituto Marjory Stoneman Douglas de Parkland (Florida) entró en el centro con un rifle y asesinó a 17 alumnos. Este suceso se suma a una larga lista de tiroteos en centros escolares en Estados Unidos.

Sin embargo, el tiroteo de Parkland ha hecho reaccionar a una parte de la población de Estados Unidos. Se han organizado actos de protesta y manifestaciones para pedir a las autoridades que aprueben leyes para limitar y controlar la venta de armas.

El domingo 25 de marzo se organizaron manifestaciones en todo Estados Unidos bajo el título March For Our Lives [Manifestación por Nuestras Vidas].

La concentración de Washington, la capital del país, contó con una protagonista muy especial: Yolanda Renee King, la nieta del defensor de los derechos civiles Martin Luther King, quien murió asesinado de un disparo.

Con solo 9 años, Yolanda subió al escenario de la manifestación para hacer su propio discurso contra la violencia y las armas.

“Me llamo Yolanda Renee King Soy la nieta de Martin Luther King y Coretta Scott King. Mi abuelo tenía un sueño: que sus cuatro hijos no fueran juzgados por el color de su piel, sino por el contenido de su carácter. Yo tengo el sueño de que ya es suficiente: este debería ser un mundo sin armas. Y punto”.

Al final, Yolanda Renee pidió a los asistentes a la manifestación que se sumaran al movimiento para el control de armas y difundieran el mensaje. Y acabó su discurso con un propósito: “¡Seremos una gran generación!”.

Infórmate de todo en Junior Report | Castellano | Català | English

Deja un comentario