El presidente del Gobierno y candidato del PSOE a las elecciones generales del 28-A, Pedro Sánchez, ha asegurado que quiere un gobierno estable del partido socialista con independientes de reconocido prestigio, pero ha asegurado que si tiene que pactar con alguien no excluirá “a ninguna formación dentro de la Constitución”. “Voy a tender la mano a todas las formaciones políticas”, ha añadido, citando a Partido Popular, Ciudadanos y Unidos Podemos. En una entrevista en La Sexta, Sánchez se ha situado al margen de la refriega en el barro a la que se han entregado otros líderes políticos y ha aprovechado para hacer un llamamiento al voto para el PSOE: “Lo más importante es concentrar el voto en el único partido que puede hacer frente a las tres derechas”.

“La derecha sabe cuando critica el apoyo de Otegi que no es verdad’, ha asegurado también Sánchez para responder a las críticas de complicidad con el terrorismo que el líder del PP lleva días lanzando contra él, en concreto desde que el Congreso aprobó los decretos sociales del Gobierno de los que solo uno, como ha recordado el propio Sánchez, necesitó el único voto que EH Bildu tiene en la Diputación Permanente. La acusación más grave de Pablo Casado ha sido la de que el jefe del Ejecutivo “prefiere las manos manchadas de sangre a las manos pintadas de blanco”. “Estamos viendo una competición de primarias entre las tres formaciones de la derecha para ver quién la dice más gorda… quién dice la barbaridad más grande”, ha sido la reflexión del líder socialista al hilo de esa afirmación.

“Cuando escucho lo que ha dicho el líder de la oposición… lo que plantea es un retroceso”, ha considerado también sobre la declaración de Pablo Casado a Onda Cero planteando que se cumpla el acuerdo con la patronal y los sindicatos para que el Salario Mínimo Interprofesional sea de 850 euros en 2020, es decir, cincuenta euros menos de la cantidad en la que está establecido actualmente. “El salario mínimo será del 60% del salario medio porque es una cuestión de justicia social”, ha añadido.

“Categóricamente no” ha asegurado el presidente cuando le han planteado si, como dice Pablo Iglesias, las cloacas del Estado siguen funcionando con el PSOE en la Moncloa. Después de que Iglesias haya reprochado al Ejecutivo socialista que siga consintiendo esas prácticas y que haya dicho cosas como que “si Podemos no forma parte del Gobierno las cloacas seguirán existiendo”, Sánchez ha hecho un esfuerzo de acercamiento al líder del partido morado. “No puedo sino empatizar con el señor Iglesias y con cualquier personas que haya visto atacada su intimidad”, ha dicho.

Sobre la ‘policía política’ y el seguimiento que hizo al líder de Podemos, el presidente ha considerado que “es gravísimo” y que “no se puede caer más bajo”. Pero, eso sí, ha vuelto a desmarcar a su Gobierno de actividades que, según sus palabras, “desaparecieron en cuanto entramos en el Gobierno de España”. Sobre los policías que colaboraron en la guerra sucia, ha señalado que “fueron apartados, pero no les podemos expulsar. Hay que esperar a que haya una sentencia”. “Lo que no se puede decir es que el Gobierno lo esté permitiendo”, ha asegurado para zanjar esta cuestión no sin antes defenderse de otra crítica de Iglesias, la de que el PSOE no permitiera que el excomisario Villarejo acudiera a declarar al Congreso. “Nosotros nos opusimos porque está testificando en la Audiencia Nacional. Está preso. Está siendo investigado por todas las tropelías” que ha cometido, ha explicado.

Pedro Sánchez ha reiterado que “no va a haber independencia, no va a haber referéndum” en Cataluña. El jefe del Ejecutivo ha contestado así una pregunta sobre la posibilidad de reeditar la mayoría de la moción de censura. Sánchez no ha querido avanzar nada sobre posibles pactos pero ha dejado claras sus líneas rojas respecto a un posible acuerdo con el soberanismo catalán. “Los líderes independentistas no han actuado de buena fe ni con el Gobierno ni con sus ciudadanos”, ha dicho y ha revelado que muchos de ellos le han confesado en privado que no creen que la independencia de Cataluña sea posible. Al hilo de esto, le ha lanzado una invitación: que reconozcan ante sus ciudadanos que “les han engañado”.


Source link

Deja un comentario