Los exconsellers de JxCat Clara Ponsatí (Educación) y Lluís Puig (Cultura) no han sido aún acreditados como diputados electos ante el registro del Parlament de Catalunya. Junts per Catalunya ha presentado este martes las credenciales de 32 de sus 34 electos, entre las que se incluyen la del president cesado, Carles Puigdemont. Sin embargo no ha presentado las de Ponsatí y Puig, que acompañan a Puigdemont en Bruselas.

Por parte de ERC, Oriol Junqueras ha sido registrado como diputado y, según apuntan diversos medios como Catalunya Ràdio, también el diputado de ERC en Bruselas Toni Comín habría recogido su acta. La formación republicana no ha confirma si Meritxell Serret, su otra diputada en Bélgica, ha seguido los pasos de Comín o ha optado por no presentarse.

Según fuentes de la formación de Puigdemont, el hecho de que Ponsatí y Puig no se hayan registrado no supone una renuncia al escaño. Al menos, no aún. Tanto JxCat como ERC negocian con sus cuatro diputados que se mantienen en Bélgica para que renuncien a sus actas, y así poder garantizar la mayoría independentista en el primer pleno del Parlament, el día 17, y en la votación de composición de la Mesa.

En total son 8 los diputados electos independentistas con situaciones procesales que podrían impedirles votar. Por un lado, los tres que se encuentran en prisión provisional, Oriol Junqueras, Jordi Sànchez y Joaquim Forn. Estos deben pedir un permiso penitenciario para participar en los plenos, hecho que las formaciones recuerdan que tiene antecedentes en el sistema penal español pero que, en último término, quedará a decisión del juez.

Por otro lado se encuentran los cinco electos que están en Bruselas, dos de ERC, Meritxell Serret y Toni Comín, y tres de JxCat, incluido Puigdemont. Dado que el candidato a la presidencia del Govern debe ser diputado y que, por tanto, Puigdemont no piensa dejar el acta, bastaría con que renunciasen los cuatro exconsellers de Bélgica para que el independentismo sin los diputados encarcelados tenga mayoría en la Cámara.

Sin embargo, si alguno de los cuatro exconsellers en Bélgica se niega a dejar su acta, el bloque independentista necesitaría que el juez permitiese a los diputados encarcelados votar para mantener su mayoría.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.