La Fiscalía de Schleswig-Holstein ha decidido este martes mantener en prisión provisional al expresidente de la Generalitat Carles Puigdemont mientras la Audiencia Territorial delibera sobre la petición de extradición. Una medida que el ministerio público de este norteño land teutón argumenta por el “riesgo de fuga” del expresident. En ello, uno de los aspectos que pesa es el hecho de que Puigdemont no cuenta con domicilio en Alemania, algo que en Bélgica sí que tenía y que desde su defensa quieren remediar lo antes posible.

“En Alemania el president no tiene (aún) residencia conocida, ahora trabajaremos en este aspecto”, ha avanzado el abogado de Puigdemont Jaume Alonso-Cuevillas a través de las redes sociales. Cabe recordar que en Bélgica el expresident había alquilado una casa en Waterloo –a una veintena de kilómetros de Bruselas–, donde residía y se llevaban a cabo reuniones de los exconsellers cesados y que era autodenominada como “la Casa de la República”.

De hecho, hace un par de días un diputado del Die Linke alemán, Zaklin Nastic, ya ofreció “residencia permanente” a Puigdemont por si debía acreditar domicilio fijo en el país germánico durante el desarrollo del proceso de estudio de la extradición.

Sobre la decisión de hoy de la Fiscalía de Schleswig-Holstein, Alonso-Cuevillas ha admitido que “era la esperada”. “Ahora se inicia el procedimiento judicial donde ya podremos hacer alegaciones”, ha añadido.

También se ha referido a su condición de encarcelado el propio Puigdemont, que a través de dos diputados de Die Linke que le han visitado ha manifestado que si queda libre mientras se analiza su extradición no huirá del país: “Si la justicia alemana me dice que puedo salir de prisión pero quedarme en Alemania, me quedaré, obviamente no me escaparé”. De hecho, el 130.º presidente de la Generalitat sostiene que en su desplazamiento desde Helsinki hasta Bruselas su intención era “volver a Bélgica y entregarse a su justicia”.

Puigdemont

Estoy muy orgulloso de la reacción del pueblo de Catalunya, es muy democrática”

Así lo ha expuesto en Twitter uno de los dos representantes de la izquierda alemana, Diether Dehm, quien también ha transmitido que Puigdemont asegura que no sólo se defiende a él, sino a toda la Generalitat de Catalunya: “No me estoy defendiendo a mi mismo, sino que represento a una institución muy antigua”. Además, el president cesado en aplicación del 155 ha transmitido su agradecimiento por la respuestas y protestas surgidas tras su detención: “Estoy muy orgulloso de la reacción del pueblo de Catalunya, es muy democrática”.

Deja un comentario