Todos los partidos de la oposición en la Comunidad de Madrid se unieron  para exigir explicaciones a Cristina Cifuentes sobre las informaciones que desvelan que consiguió el máster de la URJC de forma fraudulenta. Consiguieron que sus peticiones se aceptaran y este miércoles comparecerá en la Asamblea de Madrid. Ciudadanos, PSOE y Podemos vuelven a estar de acuerdo en que si Cifuentes no da las explicaciones necesarias, la Presidenta tendrá que dimitir o tendrán que llevar a cabo medidas para su cese, pero sigue sin haber ninguna propuesta sobre la mesa. Los socialistas son los que más se han adelantado sobre esto planteando la posibilidad de llevar a cabo una moción de censura liderada por Ángel Gabilondo.

Esta moción contaría con el apoyo de Podemos si el grupo parlamentario también considera que las explicaciones de la Presidenta no son suficientes. Fuentes de Podemos explican a Público que apoyarían la investidura de Gabilondo si se llega a un acuerdo sobre la línea roja que marcan: que la negociación se construya en base a “acuerdos concretos” de forma que no sean un “cheque en blanco” para el PSOE en Madrid. 

En este sentido, la portavoz de Podemos en la Asamblea a Madrid, Lorena Ruíz-Huerta, aclara a Público que los socialistas son “los socios más naturales” y que la moción de censura parece “una buena alternativa política”. Explica que la posibilidad de apoyar al PSOE con la moción de censura tiene que tener como base “acuerdos programáticos” y que se traduzcan en “políticas que transformen la región” como una reforma sobre la política fiscal de la Comunidad de Madrid o sobre cómo revertir las privatizaciones de los servicios públicos.

El PSOE-M no ha mantenido contactos formales con ningún grupo parlamentario para la presentación de una posible moción de censura

Pero ambos partidos insisten en que para formalizar cualquier posibilidad hay que esperar a la comparecencia de Cifuentes. De hecho, el Grupo Socialista de la Asamblea de Madrid no ha mantenido todavía contactos formales con ningún otro grupo parlamentario de cara a la presentación de la posible moción y no lo harán hasta escuchar a Cifuentes en el pleno. La hoja de ruta que se ha marcado el PSOE es que, tras oír las explicaciones de la presidenta, se reunirá la dirección madrileña para tomar una decisión en torno a la moción que, además, será consensuada con Ferraz.

Si se decide dar el paso, el primer objetivo será empezar a buscar el apoyo de Unidos Podemos, que lo consideran imprescindible para formalizar la moción de censura. El PSOE no ve mal llegar a un acuerdo programático con puntos muy concretos y realizables en el año que restará de legislatura hasta las elecciones de mayo de 2019, pero siempre que sean propuestas que estén en su programa político. Otra condición que pondrá el PSOE es que el candidato sea Ángel Gabilondo y, en principio, no se contempla un gobierno de coalición con Unidos Podemos, “ahora, hablar de eso es muy precipitado”, ha afirmado un dirigente de Partido Socialista de Madrid (PSM).

“No podemos tener una Presidenta que ha podido falsificar un máster universitario”

La línea de Podemos va por el mismo camino. No se plantean formar un gobierno de coalición, sino apoyar una investidura si se cumplen los parámetros que marcan. Aunque resaltan que de momento lo importante es poner en valor las necesarias explicaciones de Cifuentes y su dimisión si no puede demostrar de forma veraz que consiguió el máster de derecho legalmente. Así lo señala Ruíz-Huerta: “Cifuentes tiene que dar explicaciones que es un paso que no se puede saltar porque lleva semanas escondidas sin haber dado ninguna explicación. Con mucho esfuerzo, PSOE, Podemos y Ciudadanos hemos conseguido la comparecencia, la primera vez que comparecerá una Presidenta en la Asamblea. Si no tiene ninguna prueba, tiene que dimitir porque es insostenible que siga. No podemos tener una Presidenta que ha podido falsificar un máster universitario”.

Ciudadanos contra la espada y la pared

Ciudadanos se quedaría contra le espada y la pared si el acuerdo sobre Podemos y PSOE saliera adelante ya que serían los que tendrían en la mano decidir sobre una alternativa real para gobernar la Comunidad de Madrid. De hecho, el secretario de Organización de Podemos, Pablo Echenique, ha trasladado esta lunes a Ciudadanos la “responsabilidad” de seguir manteniendo a Cifuentes en la Presidencia de la Comunidad de Madrid. Y ha emplazado al pleno del miércoles para comprobar “si Ciudadanos va en serio o una vez más ha mentido a la ciudadanía” como cuando dijo que “nunca jamás investiría a Rajoy presidente”.

Podemos traslada la “responsabilidad” a Cs de mantener a Cifuentes en la Presidencia de la Comunidad de Madrid

Por su parte, el presidente de Ciudadanos, Albert Rivera, ha asegurado que el caso del máster “huele mal” y presenta “demasiadas incógnitas y contradicciones”. La formación naranja también cree que Cifuentes tiene que dimitir si no demuestra las pruebas suficientes que desmonten las informaciones de el diario.es, pero no ha avanzado nada definitivo sobre el apoyo a ninguna moción o la ruptura con el acuerdo que llevó a la Presidenta a gobernar la Comunidad. Futuras decisiones que podrían ser determinantes para la formación naranja teniendo en cuenta que las últimas encuestas electorales los sitúan como la primera fuerza política. Por ello, un cambio en sus políticas contra el fraude podría hacer tambalear al partido si no se decide a echar a Cifuentes de la presidencia.

PSOE-M también se establecerán contactos con Ciudadanos, aunque la decisión que tome el partido de Albert Rivera no condicionará la decisión final que adopten los socialistas madrileños. Como dijo el líder socialista, Pedro Sánchez, corresponde a Ciudadanos decidir si quiere mantener a Cifuentes en el caso de que se demuestren las irregularidades en la obtención de su máster.

La comparecencia de Cifuentes este miércoles

La Mesa de la Asamblea de Madrid aprobó las peticiones de comparecencia en el Pleno del Parlamento regional de Cifuentes para explicar las presuntas irregularidades en un máster ante la posibilidad de que obtuviera el título con notas falsificadas. El pleno extraordinario será este miércoles 4 de abril, empezará a las 16.30 horas y durará una hora y diez minutos.

Comenzarán los grupos parlamentarios de Podemos y PSOE-M, autores de la petición, a los que podrá responder Cifuentes, y luego cada grupo parlamentario en orden de menor a mayor representación (Ciudadanos, Podemos, PSOE-M y PP). Cifuentes tiene la posibilidad de acabar con una réplica. Será la primera vez en la historia del Parlamento madrileño que una presidenta de la Comunidad comparece a petición de la oposición.

Deja un comentario