El plácido partido del Real Madrid en Gran Canaria ante Las Palmas tuvo una mala noticia en forma de lesión. Nacho Fernández se vio obligado a abandonar el campo antes de la media hora por un problema físico que le impidió continuar.

A simple vista pareció tratarse de una molestias musculares, y por precaución, Zinedine Zidane decidió cambiarle. A la espera de las pruebas médicas a las que se someterá, su presencia en Turín para la ida de cuartos de final de la Champions contra la Juventus queda en el aire. Si Sergio Ramos, entre algodones, no se recupera, la baja del español sería mucho más sensible para los blancos en la defensa.

Deja un comentario