Un periodista de Canal Sur Radio, José Manuel de la Linde, ha sido multado con 601 euros por la subdelegación del Gobierno en Sevilla al considerar que obstaculizó y creó un “grave peligro para los asistentes” durante la cobertura de un desfile procesional en la capital andaluza.

Los hechos ocurrieron a las 20:30 horas del 3 de noviembre de 2016, durante el desfile de la imagen del Cristo del Gran Poder, cuando Linde fue denunciado por funcionarios de la Jefatura Superior de Policía de Andalucía Occidental. Según la denuncia, el periodista, que se encontraba cubriendo el acto “obstaculiza de manera continuada el paso en el desfile procesional”, lo que supone que los agentes sean requeridos “hasta en cinco ocasiones por los miembros de la Cofradía para solventar la situación con la reiterada desobediencia de este, manteniendo una actitud desafiante hacia los agentes, levantando continuamente la voz dice: ‘soy periodista y voy a escribir mal de la Policía’”.

La Asociación de la Prensa de Sevilla muestra su repulsa hacia la Ley Mordaza

Tras conocer la sanción, la Asociación de la Prensa de Sevilla (APS) ha expresado su malestar ante lo que considera “un atropello y un ataque directo al libre trabajo del periodista y a la libertad de información”. El organismo asegura que la denuncia es resultado de la aplicación de la Ley de Seguridad Ciudadana, conocida como Ley Mordaza, que califica estos hechos como graves.

Linde, a través del comunicado de la APS, rechaza por completo la acusación y denuncia el comportamiento de uno de los agentes, “que fue quien intentó en repetidas ocasiones obstaculizar su trabajo”. Según el periodista, el resto de agentes dijeron a este compañero que le permitiera hacer su trabajo pero al finalizar el acto le pidió el dni, aunque, asegura, nunca le comunicó que fuera a ser denunciado.

Desde la APS señalan el compromiso de fuentes de la subdelegación del Gobierno para “analizar el expediente sancionador, estudiar posibles errores y buscar una solución”. La asociación reitera su “total rechazo a la Ley Mordaza, que atenta gravemente contra derechos fundamentales de la ciudadanía, y, de manera especial, contra la libertad de información”.

El parte de denuncia recoge el “grave peligro para los asistentes” que supuso la labor del reportero

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Conoce cómo se procesan los datos de tus comentarios.