Miley Cyrus ha vuelto a sacar su lado más divertido, a la vez que provocativo, para una sesión de fotos con motivo de la Pascua. La cantante ha aprovechado las fechas en las que nos encontramos para disfrazarse de conejita y posar para Vogue en unas divertidas imágenes de lo más peculiares.

No es ninguna novedad que Miley Cyrus es aficionada a disfrazarse. Siempre que puede, la cantante se viste de lo que sea y posa ante la cámara de lo más divertida. Su última locura ha sido una sesión de fotos con motivo de la Pascua y el encargado de retratarla ha sido el fotógrafo Vijat Mohindra.

Miley Cyrus se ha disfrazado de conejo y ha posado con la mejor de sus sonrisas para la revista Vogue. La cantante ha querido compartir el resultado de dicha sesión de fotos con todos sus seguidores a través de Instagram.

Y hay que decir que Miley ha hecho las delicias de sus fans con las fotos que ha publicado. Un total de 17 fotografías en las que la artista saca su lado más divertido aunque también se deja ver de lo más sexy.

Jugando con una ambientación de completa fantasía, Miley Cyrus se ha colocado una peluca rosa y se ha enfundado en distintos trajes que recuerdan tanto a los años dorados de Hollywood como a los estilismos propios de los años 50.

En una de las imágenes Miley Cyrus aparece metida dentro de un cesto y envuelta en papel celofan con un montón de huevos de Pascua a sus pies. Pero tal vez las fotos más llamativas son aquellas en las que luce un body color rosa y se deja azotar en el trasero por un conejo gigante de peluche que parece estar muy enfadado con ella.

Miley Cyrus luce su estupenda figura calzando unos zapatos de tacón, también de color rosa, mientras el conejo gigante le da unos azotes en los glúteos. Pero el conejo no es el único peluche que aparece en la sesión de fotos ya que la novia de Liam Hemsworth también ha posado con una oveja de peluche tamaño XXL.

Entre las imágenes que componen este photoshoot encontramos a Miley Cyrus rodeada de coloridos huevos y vistiendo trajes de color verde, amarillo y rosa dentro de este universo tan cercano al de Alicia en el país de las maravillas.

La idea de elaborar esta sesión de fotos surgió de la propia Miley Cyrus. Después de hacerse unas fotos de estilo retro para San Valentín, la cantante expresó sus ganas de repetir la experiencia aprovechando la llegada de la Pascua.

El resultado ha sido espectacular y en las fotos podemos ver el lado más ingenioso, divertido y de ensueño de Miley Cyrus. Eso sí, una de las fotos que se ha llevado más likes es en la que aparece con un vestido corto (y muy escotado) jugando con un triciclo.

Deja un comentario