Artur Mas se ha despedido este sábado de la presidencia del PDeCAT en el consejo nacional de la formación y lo ha hecho expresando la satisfacción por las victorias electorales y con una cierta autocrítica por no haberse dedicado más al partido y no haber sabido explicar bien las políticas de austeridad. Pero el expresidente de la Generalitat también ha incluido una advertencia, en la línea de los mensajes que ha dirigido en los últimos días: “Os daré un consejo, si os sirve, los éxitos electorales vienen cuando hay ideología pero no un exceso de ideología. Si no la hay es un fraude, pero si hay exceso se acaba confundiendo la realidad con la hiperideología. Si no sabes leer la realidad, no puedes tener éxitos electorales”, ha subrayado.

Mas ha recibido el cariño de sus correligionarios y, probablemente para no caer en sentimentalismos, después de que el partido le obsequiara con un vídeo de los mejores momentos, ha empezado su intervención con una ironía: “Agradezco al partido que me despidan en el auditorio de una compañía de seguros -el auditorio AXA de Barcelona-. Me voy muy contento, lo he dado todo pero he recibido mucho”, ha expresado.

La coordinadora general del PDeCAT, Marta Pascal; el expresidente del partido, Artur Mas, y su sucesora en el cargo, Neus Munté La coordinadora general del PDeCAT, Marta Pascal; el expresidente del partido, Artur Mas, y su sucesora en el cargo, Neus Munté (Bernat Vilaró / ACN)

También ha valorado que durante su mandato al frente primero de Convergència y luego del Partit Demòcrata, Catalunya haya pasado “del autonomismo al soberanismo”. Ha augurado un “gran horizonte para Catalunya” y ha dirigido un mensaje de unidad a su partido, al que ha pedido que actúe “con toda la generosidad necesaria”. “Solo os pido una cosa, que os mantengáis unidos. La clave del éxito es hacer piña y no pelearse más de la cuenta. Hemos de saber sumar la mejor Convergència con el florecimiento de Junts per Catalunya”.

En el consejo nacional también ha intervenido, por videoconferencia desde Bruselas, el expresidente de la Generalitat Carles Puigdemont, que ha advertido que “no se puede subvertir en ningún caso la orden democrática” del 21-D con debates sobre el reglamento del Parlament o los procedimientos, en referencia a la posibilidad que estudian JxCat y ERC de una investidura telemática del propio Puigdemont como presidente. “Los diputados tenemos derechos, se deben respetar, pero sobre todo nos toca proteger y reivindicar por encima de todo los derechos de los ciudadanos”, ha subrayado Puigdemont, quien ha insistido en “que no haya un fraude a lo que ha votado la gente”. Según el expresidente, los plenos de constitución e investidura del Parlament forman un “paquete indivisible” que se debe ganar para “restituir el gobierno legítimo” que él encabeza.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.