Los senadores estadounidenses del Partido Demócrata han acusado al Gobierno de Rusia, presidido por Vladimir Putin, de haber dirigido “una campaña de desinformación” en Catalunya con el objetivo de influir en el resultado del referéndum de independencia celebrado el 1 de octubre y “debilitar a un importante estado de la UE” como España.

Según un informe elaborado por los senadores demócratas del Comité de Relaciones Exteriores del Senado estadounidense, el Kremlin buscaba en el referéndum catalán debilitar a España del mismo modo que “ha favorecido movimientos secesionistas” como el de Escocia en 2014, cuando se celebró un referéndum de independencia del Reino Unido.

Según el informe demócrata, Rusia quería que sus empresas “ocuparan el vacío” provocado por la inestabilidad catalana

Según el informe de los senadores del Partido Demócrata, el referéndum convocado por el Gobierno catalán de Carles Puigdemont venía “impulsado” por “asuntos políticos, culturales y económicos internos”, pero “le presentó a Moscú” una “oportunidad” para que empresas rusas “ocuparan el vacío” que dejarían en Catalunya y España otras compañías huyendo de la “inestabilidad”, algo que afirman citando a “analistas de inteligencia españoles”.

Del mismo modo, el Gobierno de Putin encontraría en una Catalunya independiente, según el informe, “una posible base desde la cual penetrar en otras partes de Europa, donde sus actividades comerciales están restringidas por sanciones impuestas por Estados Unidos y la Unión Europea”.

El informe cree que las agencias rusas RT y Sputnik ayudaron en la campaña de desinformación El informe cree que las agencias rusas RT y Sputnik ayudaron en la campaña de desinformación (Kirill Kudryavtsev / AP)

“España es un objetivo creciente de la influencia maligna del Kremlin”, proclaman los senadores demócratas en el documento, que analiza la influencia de Rusia en varios países europeos, y que señala a “agencias de noticias gestionadas por el Kremlin como RT o Sputnik, ayudados de bots y cuentas falsas en las redes sociales” como responsables de “una significativa campaña de desinformación” en la víspera del referéndum catalán y durante el 1 de octubre.

Además, el informe desliza que organizaciones criminales rusas vinculadas al Kremlin han intentado desde hace años influir y buscar el favor de políticos catalanes, y cita el caso de Xavier Crespo, exdiputado de CIU que fue condenado en 2015 por aceptar regalos del mafioso Andrei Petrov a cambio de favorecer los intereses urbanísticos del capo cuando era alcalde de la localidad de Lloret de Mar (Girona).

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.