Más obstáculos para que Carles Puigdemont pueda ser investido a distancia. El informe de los servicios jurídicos del Parlament de Catalunya, hecho público este lunes, rechaza tajantemente dicha posibilidad, alegando que es “imprescindible” que el candidato a la Presidència de la Generalitat esté presente en el hemiciclo durante el debate de investidura.

Los letrados de la cámara catalana entienden que la naturaleza del debate de investidura hace obligatoria la presencia del candidato, con el fin de fomentar un diálogo “entre el candidato y el resto de los diputados”. Es decir, se entiende que la presencia garantiza todo aquello que “caracteriza” un debate de esta magnitud, como son “la oralidad, la contradicción directa y la garantía del principio de inmediatez” para que el resto de diputados puedan “ver, sentir y entender en persona el desarrollo del debate”.

Para ello, los letrados también rechazan cualquier fórmula que no signifique la presencia física de Puigdemont en el hemiciclo, es decir, ningún “medio interpuesto ni sustitución de la persona que debe ser el principal protagonista de acuerdo con la ley y el reglamento”. De esta forma, se impone la tesis de que el carácter personalísimo de este tipo de debate impone la presencia del candidato en el pleno del Parlament.

El informe jurídico de los letrados trata de arrojar luz a todas las incógnitas que esta suscitando el hecho de que un grupo de diputados electos, incluido el propio candidato a la Presidència de la Generalitat, tengan dificultades para asistir a los plenos por estar en la cárcel o en Bruselas.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.