La obsesión por la alimentación que tiene Chloe Kim, la campeona olímpica de sbowboard halfpipe, no ha pasado desapercibida en las redes sociales.

Durante su participación en los Juegos Olímpicos de Invierno de Pyeongchang (Corea del Sur), esta estadounidense de 17 años no deja de escribir sobre comida en su cuenta de Twitter.

Gracias a sus tuits al respecto, sus fans discuten sobre la debilidad de esa deportista por los churros o el hambre que pasó tras lamentar no haber terminado un emparedado.

Como resultado de estas declaraciones públicas, Kim recibió un helado justo tras terminar su competición y fue incapaz de resistirse a degustar ese manjar en plena entrevista.

Esta norteamericana de origen coreano se ha convirtido en la campeona más joven de snowboard en la historia olímpica.

Deja un comentario