La querella que interpuso Rocío Carrasco contra el que fuese su marido Antonio David Flores por maltrato ha hecho temblar los cimientos del hogar de él. Su mujer, Olga Moreno, ha hablado para la revista Lecturas de las consecuencias que esta querella ha traído a los hijos del matrimonio Flores-Carrasco.

Para Moreno, la querella es infundada porque su marido “no es un maltratador”. “Si Rocío quiere hacer daño lo ha conseguido”, ha revelado. Estos momentos están siendo muy dolorosos para la sevillana, que ha roto su silencio y ha explicado que intenta no llorar delante de su marido.

“A los niños les está haciendo muchísimo daño. Son como yo, nos lo callamos y delante del padre no hablamos de esto […] Ven a su padre que está mal. La madre está haciendo daño. ¡Hubiese sido todo tan fácil! Tenía la vida solucionada, sus dos hijos, una herencia. ¿Por qué lo has hecho bien?”, se ha preguntado Olga.

Aunque Moreno se muestre positiva, sabe que llegan unos meses muy duros para la familia: “Nadie va a consentir que mi marido entre en la cárcel”. Este ex guardia civil convertido en tertuliano de televisión tiene por delante un juicio en el que se va a examinar lo que ha pasado durante estos 18 años, desde que la pareja se separó.

Aunque Moreno se muestre positiva, sabe que llegan unos meses muy duros

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.