La corte de casación de Luxemburgo ha anulado este jueves la condena al filtrador de LuxLeaks, Antoine Deltour, que había sido sentenciado a seis meses de cárcel tras una rebaja y a una multa de 1.500 euros.

Antoine Deltour es considerado como el principal delator de la ingeniería fiscal que ofrecía Luxemburgo a cientos de multinacionales para minimizar el pago de impuestos a expensas de otros Estados miembros.

La Justicia, sin embargo, mantiene la multa de 1.000 euros a Raphaël Halet, que también estuvo involucrado en la filtración masiva de documentos. Deltour y Halet sustrajeron miles de documentos entre 2010 y 2012 que sirvieron para desvelar que el Gran Ducado ofreció durante años, cuando era primer ministro el ahora presidente de la Comisión Europea, Jean-Claude Juncker, acuerdos fiscales privilegiados a grandes multinacionales.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.