Otra fotografía de la indignación. Otra imagen que refleja las duras realidades en la que se vive todavía a día de hoy en muchas partes del mundo: un niño mbyá guaraní bebiendo de un charco del suelo. Una situación que se repite constantemente en las plazoletas de Posadas, Argentina. 

La fotografía fue tomada por una periodista de Misiones Online el pasado miércoles 13 de diciembre: Un menor mbyá, integrante de los pueblos originarios que permanentemente acampan junto a adultos en la zona de las cuatro avenidas de Posadas, bebió agua del suelo mientras pedía limosna. Según informa este diario, los niños de esta comunidad suelen ser explotados por los adultos para conseguir dinero de esta forma por lo que pasan largas horas al sol sin alimentos ni bebidas. Ni siquiera agua. 

Misiones Online publicó la imagen para mostrar esta realidad que existe hace varios años, con adultos explotando a niños a través de la limosna. Familias enteras de mbyas que habitan plazas y avenidas. “No es un hecho aislado, se repite en las plazoletas de Posadas”, aseguran los periodistas del diario. 

La cronista, habituada a estas situaciones porque vive en esta zona, decidió tomar la fotografía y enviarla a la redacción “para ver si se podía hacer algo más”. Estos periodistas lo pasaron a otros compañeros y conocidos y comenzó a difundirse rápidamente. Gracias a esto, se logró que se consiguieran bidones de agua y de alimentos para los niños que habitan en la plazaleta. 

En estos días, la imagen ha llegado a los medios internacionales y  se ha hecho viral por las redes sociales gracias a la publicación de Migue Rios con un claro mensaje: “Mientras el país se prende fuego, esta niña Guarani se hidrata desde el suelo. Algo estamos haciendo mal como sociedad, ¿no?”.

Entonces se activó la máquina de la indignación en Facebook: ha sido compartida más de 2.000 veces con decenas de comentarios totalmente indignados ante cómo viven los niños de esta comunidad. 

Los mbyàs son una rama del pueblo guaraní repartida entre Paraguay, Brasil, Argentina y Uruguay. En los últimos años, ha habido un aumento de pobreza en esta comunidad y un número creciente de casos de malnutrición en menores.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.