Noticia para nostálgicos de la NBA. Tres de los mejores jugadores de los años 90 en la liga serán introducidos en el Salón de la Fama como reconocimiento a su trayectoria en el mundo del baloncesto. Estos jugadores que pasarán a ser iconos del deporte son Jason Kidd, Steve Nash y Grant Hill.

Jason Kidd debutó en la NBA en el año 1994. Durante sus 19 años de profesional en la liga, el californiano jugó para equipos como los Phoenix Suns, los New Jersey Nets, los New York Knicks y los Dallas Maverick s, con los que se proclamó campeón de la NBA en la temporada 2010-2011.

Jason Kidd durante un entrenamiento preparatorio del encuentro ante Milwaukee en Londres Jason Kidd durante un entrenamiento preparatorio del encuentro ante Milwaukee en Londres (Kirsty Wigglesworth – Ap)

A nivel individual, Kidd es el segundo jugador de la historia de la NBA con más asistencias y se encuentra en el podio entre los jugadores con más balones robados y en la lista de jugadores con más triples-dobles de la historia de la NBA. Durante su carrera como profesional promedió 12,6 puntos, 8,7 asistencias y 6,3 rebotes.

Kidd fue nombrado Rookie del Año, galardón que compartió con Grant Hill, fue seleccionado 10 veces para disputar el All-Star y cinco veces miembro del primer equipo All-NBA Con Estados Unidos también logró varios éxitos como las dos medallas de oro en los Juegos Olímpicos de los años 2000 y 2008.

Por su lado, Steve Nash debutó en la NBA en el año 1996. El canadiense desarrolló su carrera entre los Dallas Mavericks, los Phoenix Suns y Los Angeles Lakers. El base fue nombrado en dos ocasiones MVP de la temporada y fue seleccionado 8 veces para el All-Star. Además, también fue incluído 3 veces en el primer equipo All-NBA.

Steve Nash jugó durante gran parte de su carrera para los Phoenix Suns Steve Nash jugó durante gran parte de su carrera para los Phoenix Suns (.)

En sus 18 temporadas en activo, Nash promedió 14,3 puntos, 8,5 asistencias y 3 rebotes con un 49% en tiros de campo, 42,8% en triples y 90,4% en tiros libres. En su expediente también hay que sumarle el haber formado parte de los Suns de Mike D’Antoni, uno de los equipos que revolucionaron el juego ofensivo en la liga durante la década de los 2000.

Finalmente, Grant Hill disputó 19 temporadas en la NBA, compitiendo para los Detroit Pistons, Orlando Magic, Phoenix Suns y Los Angeles Clippers. Pese a tener una dilatada carrera, toda su trayectoria fue marcada por las lesiones, que no le permitieron alcanzar en el profesionalismo, la calidad que había dejado intuir en su etapa universitaria, en la que se proclamó dos veces campeón con Duke.

Hill fue designado Rookie del Año, premio que compartió con Jason Kidd, fue seleccionado siete veces para el All-Star y una vez para el primer equipo All-NBA en la temporada. Los promedios en su carrera son de 16,7 puntos, 6 rebotes y 4,1 asistencias.

Estos primeros tres nombres han sido revelados por el periodista de ESPN, Adrian Wojnarowski, y se espera que el resto de nombramientos sean públicos en las próximas horas antes que el sábado se hagan oficiales en la Final Four del baloncesto universitario que se disputa en San Antonio.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.