Una mujer de la localidad de Eumundi, en el estado australiano de Queensland, se llevó el susto de su vida cuando se despertó en medio de la noche y encontró una serpiente de dimensiones considerables en su cama.

El miércoles la empresa de cazadores de serpientes Snake Catchers publicó en su cuenta de Facebook la historia que les envió la angustiada mujer, acompañada por una imagen que vale más que mil palabras. En la foto se puede observar una gran serpiente cómodamente instalada junto a la almohada.

Los especialistas han explicado que, según la mujer, su familia veía de vez en cuando una pitón que al parecer vivía en el techo de su casa, pero el reptil siempre volvía a subir al tejado. Sin embargo, una noche la mujer se despertó a las 3 de la madrugada por una extraña sensación y encontró a la serpiente enrollada al lado de su almohada.

“Las serpientes no quieren hacernos daño, a veces lo único que quieren es acurrucarse“, la tranquilizaron desde Snake Catchers.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.