El Casino de Rubí recuperará su máximo esplendor a partir de 2020. La remodelación de este emblemático edifico de la ciudad le permitirá volver mostrar su mejor cara con un proyecto inspirado en el espíritu de los casinos multiculturales de principios del siglo XX. El Ayuntamiento de Rubí ha impulsado el proyecto de rehabilitación para recuperar un espacio que parecía olvidado en la ciudad vallesana.

La adecuación del Casino era una de las asignaturas pendientes del Ayuntamiento de Rubí tras pasar a ser de titularidad municipal en un acuerdo sellado en mayo de 2016. Tras una primera actuación de 60.000 para adaptar el espacio, el consistorio afronta ahora uno de sus proyectos más ambiciosos del mandato para que el edificio recupere toda su esencia, adaptándose a las nuevas normativas.

Las primeras imágenes virtuales muestran cuál será el resultado de las obras, que tendrá un coste de unos cuatro millones de euros y que podrían estar terminadas a mediados de 2020. Uno de los puntos destacados de la reforma es la recuperación del tercer piso de butacas. El proyecto eliminará el techo que se instaló en la segunda planta, cuando el edificio se transformó en discoteca en los años 70, lo que devolverá a la sala central la altura que tenía en sus orígenes.

Recreación virtual de la rehabilitación del Casino de Rubí Recreación virtual de la rehabilitación del Casino de Rubí (Aj. de Rubí)

Los trabajos serán escrupulosamente fieles a los orígenes del Casino, que se inauguró en 1927, y perseguirán la recuperación de elementos patrimoniales originales como la iluminación de época. La idea del consistorio es que todo aquello que no se pueda recuperar se reproduzca de manera fidedigna.

La rehabilitación recuperará también el blanco original de la sala y pondrá especial énfasis en la adaptación acústica de la sala para evitar ocasionar molestias a los vecinos y que el ruido externo se inmiscuya en las representaciones. Además, el proyecto incluye las infraestructuras propias de un teatro moderno, como camerinos, almacenes, juegos de iluminación, galerías de servicio o muelle de carga. El escenario se ampliará un poco y se conservará el bar anexo. Además gran parte del edificio pasará a ser accesible con la instalación de dos ascensores y rampas.

La alcaldesa de Rubí, Ana María Martínez, ha asegurado que “poder presentar esta remodelación integral es una de las mayores satisfacciones del mandato” y ha añadido que este espacio es “una pieza clave del patrimonio cultural” local. La alcaldesa también ha señalado que espera que las obras puedan comenzar a finales de este mismo año o principios de 2019 y duren alrededor de un año y medio.

Punto final a 15 años de polémicas

El proyecto de remodelación se ha presentado un año después de la reapertura del edifico, que pasó a manos del Ayuntamiento gracias a un acuerdo de cesión con los anteriores propietarios a cambio de cubrir las deudas de la entidad. Tras 15 años de polémicas, convenios y negociaciones, el Ayuntamiento selló el acuerdo por valor de unos 500.000 euros.

De este modo en enero de 2017 reabría sus puertas tras una pequeña reforma para que pudiera acoger algunos actos de la fiesta de Sant Antoni Abat o del Día de la Mujer. La sala incluso se convirtió en centro de votación por primera vez durante las elecciones al Parlament del 21-D, un día en el que muchos vecinos aprovecharon para visitar el espacio.

Recreación virtual del exterior del Casino de Rubí tras la rehabilitación del edificio. Recreación virtual del exterior del Casino de Rubí tras la rehabilitación del edificio. (Aj de Rubí)

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Conoce cómo se procesan los datos de tus comentarios.