EL POLITIKO

SIN CENSURA

El ‘procés’ acecha a los sindicatos

Los sindicatos suelen ser un reflejo de la sociedad. En Catalunya también. Por eso los normal es que las tensiones que se dan en la sociedad catalana a propósito del proceso independentista tengan su impacto también en las organizaciones de trabajadores. El apoyo de CC.OO. y de UGT a la manifestación de mañana domingo “por los derechos y las libertades, por la democracia y la cohesión”, con ocasión del medio año de encarcelamiento de los Jordis, ha tensionado en diverso grados las costuras de las organizaciones. Y han aflorado sensibilidades distintas.

El líder de CC.OO. de Catalunya, Javier Pacheco, niega tensión interna ni enfrentamiento. “Los temas que se plantean en Catalunya no están creando la sensación de abrir escenarios de crisis… En CC.OO. trabajamos la configuración del nuevo espacio de convivencia y trabajaremos para tender los puentes y para que pronto se recupere el autogobierno”, sostiene.

El presidente de UGT, Matías Carnero, que comparte dirección en el sindicato con Camil Ros (secretario general), asegura que la de este domingo “no es una manifestación independentista”. Pero, aun así, Carnero no tiene pensado participar en la marcha que impulsa el sindicato que él preside.

Carnero, presidente ugetista, declina participar en la movilización

Su alter ego en UGT, Ros, sí participará. “No niego que haya una cierta tensión en la organización”, dice el secretario general, que puntualiza que es similar a la situación que se da en la sociedad. “Pero creo que hay más presión externa al sindicato que interna”, añade.

Ros se refiere al uso que han hecho algunos partidos y lobbies sociales de la presencia sindical en la manifestación que tiene por lema “Por los derechos y las libertades, por la democracia y la cohesión, os queremos en casa”. La marcha la impulsa la plataforma Espai Democràcia i Convivència, de la que forman parte además de los sindicatos y las entidades soberanistas asociaciones como la de vecinos Confavac o la Unió de Pagesos.

Las discrepancias internas sobre la participación de los sindicatos como convocantes de la marcha apenas ha tenido un reflejo público. Pero destacan especialmente en UGT, donde como mínimo dos secciones sindicales de empresas importantes (Renfe y Telefónica), con varios cientos de afiliados en cada una, han mostrado su oposición a la participación en la movilización por medio de dos comunicados con contenido semejante. En Renfe la postura procede de una asamblea extraordinaria, y en el caso de Telefónica, de su comisión ejecutiva.

Según la citada sección sindical de Renfe, la plataforma convocante de la manifestación “no recoge el sentir de la pluralidad de la so­ciedad catalana y solicitamos que UGT de Catalunya no participe en dicha plataforma ni en ninguna convocatoria o movilización ­efectuada por la misma u otras ­similares”.

UGT reconoce tensiones y que parte de la militancia no comparte las decisiones

Los pasos que da UGT son analizados con lupa en tanto en cuanto la exconsellera Dolors Bassa, que está encarcelada en Alcalá Meco, fue secretaria general del sindicato en Girona. La hermana de Bassa publicó hace dos semanas una ­carta contra Camil Ros y Josep ­Maria Álvarez (secretario general estatal) por las dudas que expre­saban ante la convocatoria de la manifestación.

Carnero reconoce errores en la gestión de la comunicación de la participación de UGT en la marcha, ya que “los afiliados se enteraron por la prensa”. Para paliarlo, a principios de esta semana la organización distribuyó una carta en la que daba cuenta de las razones de su presencia en la manifestación. “En un momento en que el conflicto en Catalunya se simplifica en bloques, nuestra organización no toma partido por ninguno de ellos”, según la carta de UGT. El sindicato reconoce que las decisiones tomadas por la dirección en relación con la manifestación que pide la liberación de los presos “han sido controvertidas y que parte de la militancia no ha compartido”.

El apoyo a la manifestación de mañana domingo ha provocado que en Catalunya se haya tenido que adelantar a hoy las manifestación en defensa de las pensiones, en lugar de celebrarse mañana, como en el resto de España. La coincidencia en un mismo fin de semana de dos grandes movilizaciones puede restar participación. El presidente de UGT, por ejemplo, que no irá a la manifestación del domingo, sí participará en la de las pensiones.

Las federaciones estatales apoyan la marcha y subrayan que no es independentista

La tensión por el papel de los ­sindicatos obviamente trasciende a Catalunya, y los dos federaciones estatales de UGT y CC.OO. se vieron obligadas esta semana a mostrar un posicionamiento común. En el comunicado se constata que “no compartimos ni el objetivo, la independencia, ni la estrategia, la proclamación unilateral”. También destacan que el objetivo de la movilización es “la construcción de puentes de encuentro entre la sociedad plural catalana y la llamada a la normalidad institucional”.

UGT y CC.OO. recuerdan que hay alrededor de 400 sindicalistas con causas judiciales abiertas por su participación en huelgas o manifestaciones. De hecho, una de las personas que leerá un manifiesto al final de la manifestación es un sindicalista que pasó 100 días en prisión preventiva por su participación en la huelga general.

Más allá de la marcha de mañana, uno de los principales dirigentes sindicales sostiene que cuando sí que hubo tensión interna de verdad fue tras el referéndum del 1-O a propósito del “paro de país” del 3 de octubre, al que sí dieron su apoyo mientras se desmarcaron del que celebró el 8 de noviembre.

En aquella ocasión, el 3 de octubre, los sindicatos englobados en la plataforma Taula per la Democràcia apoyaron un paro en el que inicialmente los trabajadores de la Generalitat no tendrían descuento salarial –como es habitual por ley en cualquier huelga–, mientras que la mayoría de trabajadores de empresas privadas sí.

Fruto de todo aquel proceso, CC.OO. ha reconocido que contabilizó medio millar de bajas aunque se compensaron con el alza de la afiliación habitual. Ahora ese proceso se ha frenado totalmente. En UGT, no facilitan cifras.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.