Bruno Le Maire, ministro de Finanzas de Francia, ha pronunciado un discurso este lunes en París en el que exhorta a la eurozona a reformar urgentemente sus regulaciones e instituciones económicas de cara a un nuevo orden económico mundial que se avecina, marcado significativamente por las políticas de Washington y Pekín.

“Debemos tener claro que el panorama internacional está cambiando a un ritmo asombroso y está conduciendo hacia cambios profundos en el equilibrio de poder y el juego económico“, afirmó Le Maire frente a expertos en economía, enfatizando una creciente influencia asiática. “China ya no quiere imitar a las naciones occidentales, quiere sobrepasarlas”, señaló.

Bruno Le Maire, ministro de Finanzas de Francia China ya no quiere imitar a las naciones occidentales, quiere sobrepasarlas Bruno Le Maire, ministro de Finanzas de Francia

Imagen ilustrativa

Además de un acelerado crecimiento del poderío chino en todos los ámbitos, el titular de Finanzas menciona como catalizadores una agresiva política fiscal estadounidense, las nuevas rutas de la seda, una concentración de capital “sin precedentes en la historia del capitalismo global” y el regreso del “juego de las potencias imperiales”.

“Dado este gran punto de inflexión, la conclusión es simple: hay que acelerar la transformación económica de Francia y de la eurozona”, acotó el ministro francés, subrayando que “no hay tiempo que perder”.

Es hora de decidir. A partir de este trastorno histórico surgirá en los próximos cinco años un nuevo orden económico mundial”, aseveró. Agregó que las reformas deben progresar “para fines de 2018 o, a más tardar, para comienzos de 2019“.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.