La Agencia de Protección Medioambiental (EPA) de EEUU anunció este lunes su decisión de relajar las exigencias de control de emisiones contaminantes para los automóviles impulsadas por el gobierno del expresidente Barack Obama.

“La EPA de Obama redujo el proceso de evaluación a medio plazo con una urgencia cargada políticamente, hizo asunciones sobre los estándares que no se correspondían con la realidad y los pusieron en niveles demasiado altos”, dijo Scott Pruitt, director de la agencia federal, en un comunicado.

Por ello, Pruitt remarcó que “la decisión de la EPA de Obama había sido errónea” y no era la “apropiada”.

El estándar marcado por el gobierno de Obama (2009-2017) se ubicaba en algo más 50 millas (80 kilómetros) por galón (3,78 litros), que en la práctica suponía cerca de 36 millas (57 kilómetros) por galón, meta que debía alcanzarse para los automóviles y camionetas construidas entre 2022 y 2025.

La agencia dirigida por Pruitt consideró que estos niveles son demasiado exigentes para los fabricantes de automóviles, quienes se han quejado de la dificultad para cumplirlos en un momento en el que la gasolina es barata.

La actual Administración del presidente Donald Trump no ha señalado, sin embargo, cuáles serían los nuevos umbrales de control de emisiones que pondrá en marcha.

Asimismo, la EPA volverá a examinar las exenciones de California y otros doce estados que pusieron en vigor medidas aún más agresivas para la reducción de emisiones contaminantes.

Obama promulgó esta regulación a finales de 2016, semanas antes de que Trump llegase a la Casa Blanca, ante el enfado de la industria automotriz.

La medida se esperaba, ya que Trump ha insistido en que el exceso de regulación por parte de su predecesor ahogaba la actividad económica y ha retirado a EEUU del Acuerdo del Clima de París, después de que mostrar escepticismo sobre el hecho del calentamiento global debido a la actividad humana.

Los grupos de defensa medioambiental han criticado la medida, al asegurar que “pone en riesgo las exitosas salvaguardas que están funcionando para limpiar nuestro aire, ahorrar dinero a los conductores en las gasolineras e impulsar la innovación tecnológica que crea empleo”, en palabras de Luke Tonachel, director del Consejo de Defensa de los Recursos Naturales.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.