Una pregunta desafía la lógica de muchos venezolanos: ¿Cómo puede Aruba exportar cobre si no tiene una producción relevante? Para responder habría que irse a las costas de Venezuela.

Si se observa un mapa, la península de Paraguaná, en el norte del estado Falcón (en Venezuela), que limita por el norte y el este con el Mar Caribe, está a menos de una hora por mar de la isla de Aruba.

Puerto Willemstad, en Curazao.

Esta cercanía ha favorecido las relaciones y el intercambio comercial entre ambos países pero también ha facilitado el contrabando de extracción desde Venezuela.

El presidente venezolano, Nicolás Maduro, anunció el pasado 5 de enero el cierre de las comunicaciones aéreas y marítimas entre Curazao, Aruba y Bonaire debido a que autoridades venezolanos habían detectado que desde esas islas se extraían de manera ilegal recursos minerales, así como productos alimenticios y de primera necesidad.

Frente a esa denuncia, el Gobierno de Curazao afirmó que era una medida “lamentable”.

Reunión entre ambos países

La delegación venezolana está compuesta por  el vicepresidente para el área económica, Wilmar Castro Soteldo, y otros altos funcionarios, mientras que por Aruba asistirá la primer ministra, Evelyne Wever-Croez, y la jefa de Asuntos del Reino de Holanda, entre otros.

Además del tema del contrabando, se abordará la situación de la migración, tras el accidente ocurrido en costas de Curazao, donde por lo menos fallecieron cinco personas a bordo de un pequeño bote donde posiblemente viajaban veinte personas que provenían de Venezuela. 

¿De dónde viene el cobre?

Un trabajo publicado por el medio de investigación venezolano Misión Verdad revela que, según el Observatorio de Complejidad Económica del Instituto de Tecnología Massachusetts (MIT, por sus siglas en inglés), en 2016 Aruba exportó 5,94 millones de dólares en chatarra de cobre, principalmente a Holanda.

El dato particular es que en esta isla holandesa “no se reporta una actividad metalúrgica notable“, recoge la investigación publicada el pasado 8 de enero.

En cinco años, el aumento de la exportación cúprica fue de 416,1% según worldstopexports.com. Además, el portal worldsrichestcountries arroja que, entre 2012 y 2016, Venezuela se ubicó en el sexto lugar de los países exportadores de cobre con mayor crecimiento, con 39,6 millones de dólares (848,5%).

Detrás de Venezuela estaba Aruba, con 11,4 millones (846,9%) y Curazao, con 4,2 millones (674,8%).

Respuesta de Aruba

Ante la denuncia hecha por Venezuela sobre la extracción de minerales como el oro, el cobre y el coltán, principalmente, la primera mandataria de Aruba, Evelyn Wever-Croes informó que había prohibido la compra de cobre no certificado como una medida para evitar el contrabando procedente del país suramericano.

Un trabajo periodístico de Telesur dejó en evidencia la cantidad de cobre presuntamente extraída de la zona costera de Venezuela, que se vende como chatarra en esa isla.

Además de este metal, existen presuntas redes de contrabando de alimentos y de tráfico ilegal de personas, según ha denunciado el Gobierno venezolano.

Nathali Gómez

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.