Esta historia comenzó en 1997. El PP y el Partido Andalucista gobernaban en coalición en el Ayuntamiento y utilizaban símbolos distintos en sus delegaciones para sacar pecho de sus distintas políticas y distiguirse de sus socios de Gobierno. Fue entonces cuando Luis Pizarro, concejal de IU y azote del PA en el Consistorio hispalense, pidió a la alcaldesa Soledad Becerril un escudo único para la ciudad que utilizasen todas las delegaciones, concejalías y empresas municipales. Hasta 2013 no se constituyó una comisión para abordar el tema y 20 años después del inicio de la polémica, dicha comisión ha llegado a una conclusión.

Sevilla tendrá escudo único, amparándose en una  ley de 2003, con San Fernando flanqueado por San Isidoro y San Leandro con las inscripciones de “muy noble, muy leal”, “muy heroica”, “invicta y mariana” . Un escudo que tiene 8 siglos pero que nunca hasta ahora había sido oficial.

Pero dos décadas después, las razones de aquellos días no son las mismas que las de hoy y la polémica no ha tardado en ponerse sobre la mesa. Tras aprobar la oficialidad del emblema con el apoyo del PSOE (en el Gobierno), PP y Ciudadanos, los grupos municipales de Participa e IU han criticado la decisión. 

IU no reconoce el escudo por “rancio y machista” y denuncia el caracter franquista del escudo al incluir el reconocimiento de ciudad “mariana” por considerar que es un título que le otorgó Franco. “Con esa justificación se puede legitimar cualquier actuación del régimen fascista”, asegura Daniel Rojas.

?️ @rojosevillano: “Vergonzoso. El gobierno de @JuanEspadasSVQ defiende que el escudo de #Sevilla lleve el título de ‘mariana’ porque así se lo puso el Jefe de Estado de entonces, o sea Franco. ¡Con esta justificación se puede legitimar cualquier actuación del régimen fascista! pic.twitter.com/kGBLi61WO9

— IU Sevilla ciudad (@iusevillaciudad) 27 de diciembre de 2017

“No queremos reescribir la historia con el escudo de la ciudad… pero vamos… hay que reconocer que Sevilla ya existía antes de 1.248”, afirma Rojas.

El grupo municipal Participa, por su parte, coincide con IU en el caracter franquista del escudo y lo califica de “machista” porque “invisibiliza a las mujeres” . Además creen que ” la heráldica municipal debe reflejar las señas de identidad que mejor representen a una localidad y no sólo registrar personajes históricos, como bien saben los eruditos en la materia”. JUlián Moreno pone en cuestión los títulos otorgados a Sevilla y pide que se cuente “toda la historia y no sólo cinco siglos, además tan escorados al nacional catolicismo, sin incluir la etapa tartésica o la contemporánea, por ejemplo, y de ser rancio, machista e ilegal”. Así que proponen una consulta popular como “la de la Feria” para decidir el escudo oficial de Sevilla.De hecho, ambos grupos municipales aseguran que llevarán a los tribunales el escudo apelando a la Ley de Memoria Histórica.

Las uniones provinciales de CCOO y UGT han entrado en el debate criticando que el Gobierno local socialista haya elevado al pleno el diseño del escudo “sin contar con la Mesa de Expertos de la Oficina de la Memoria, tal y como establece la Ley de Memoria Histórica y Democrática de Andalucía”

Las respuestas en el Consistorio y en las redes no se han hecho esperar. Los grupos políticos a favor defiende que este escudo se remonta al siglo XIII, cuando el Concejo hispalense lo emplea en sus sellos, sumando en el XVII la divisa del nomadejado con la madeja que se puede ver por toda la ciudad.

Valor histórico

Carmen Castreño, del equipo de Gobierno del PSOE, ha destacado el “respeto” hacia la mesa de memoria histórica, señalando que “otra cuestión es que haya quien quiera imponer sus criterios a toda costa”. “Nadie entiende que lo de mariana tiene que ver con el franquismo y si creen que fue la Virgen, vayan contra ella. Si de verdad están pensando con ese argumento de memoria histórica, vaya contra ellos. Este debate hay que cerrarlo de una vez porque no va a ninguna parte. El escudo es la historia de Sevilla y es lo que se refleja”, concluye.

El portavoz de Cs, Javier Millán, señala que se va a culminar un proceso iniciado en 2013, cuando se nombró una comisión de expertos, y entiende que “San Fernando, un rey histórico, fue el fundador de Sevilla”.”No puedo salir de mi asombro al ver cómo se dice que porque lleve una espada incita a la guerra o a la violencia.

El portavoz del PP, Beltrán Pérez, ve bueno que Sevilla tenga su escudo y advierte de que “los actos de los hombres y mujeres de cualquier tiempo responde a las lógicas de esas épocas y no a las actuales”. Pone como ejemplo que ninguno profesa la “fe mitológica”, pero el escudo de Andalucía representa “un semidios bastante violento con leones, que no son representativos de nuestra fauna, con una columna que está en otro continente y que representaba a una sociedad esclavista y machista”. “El de Sevilla tiene simbología heráldica e histórica y recoge todas las etapas de la ciudad”, incide.

Hasta la Fundación Francisco Franco ha dado la enhorabuena al PP por mantener el escudo de San Fernando y luchar contra una ley que califican de “demencial” y “arma de la izquierda totalitaria”

Que la ley de #MemoriaHistórica es una demencial arma de la izquierda totalitaria contra todo acontecimiento o personaje de la historia de España que me molesta, se comprueba en su invocación por Podemos para ‘depurar’ el escudo de Sevilla.

¡Gracias PP por mantenerla! https://t.co/8D2zU6yskT

— Fundación F. Franco (@FNFFranco) 23 de diciembre de 2017

Deja un comentario