La lucha contra el terrorismo global se ha convertido en la prioridad del Gobierno español en el exterior, y por ello el Ministerio de Defensa ha decidido incrementar el número de efectivos que España mantiene en las misiones que tienen, como objetivo la lucha contra el terrorismo yihadista. Así lo subrayó la ministra de Defensa, María Dolores de Cospedal, este jueves durante su visita a las tropas desplegadas en el Líbano desde hace 11 años, con las que ha convivido durante 24 horas.

En concreto, las misiones que serán reforzadas son la de Iraq, que incrementará su fuerza en 30 militares, pasando de 450 a 489; la de Mali, que aumentará en 152 efectivos, con lo que en 2018 llegará a los 292 militares; y 65 soldados más en Afganistan, hasta los 95. Además, el Gobierno estaría dispuesto a incrementar en aproximadamente un centenar de militares las tropas destinadas en el Líbano, si Naciones Unidas encargan a España el liderazgo de la misión de UNIFIL, en la que participan más de 10.000 efectivos de 40 países.

Cospedal eligió para su visita navideña a las tropas al Líbano, y en concreto la base Miguel de Cervantes, en Marjayún, en la zona sudeste del país, en la frontera con Israel a lo largo de la llamada línea azul, que supone el límite al que debe replegarse el Ejercito Israel, en su lucha con Hezbolá, la resistencia armada del Líbano. Llegó el miércoles por la noche a Marjayún, donde ya compartió una cena con la tropa, y tras dormir en la misma base, compartió desayuno con los soldados.

Ante ellos, la ministra subrayó que “hay un enemigo global, el terrorismo que lucha contra nuestra civilización”, y las misiones militares en el exterior, lo que hacen es “estar defendiendo a los españoles de la lacra del terrorismo”, además de luchar contra el tráfico de seres humanos. María Dolores de Cospedal fue contundente: “Sabemos que no hay ningún tipo de descanso en la lucha contra quienes quieren atemorizarnos, terminar con nuestro modelo de convivencia y luchar contra nuestra libertad”, motivo por el cual, dijo, “garantizar la paz y la concordia aquí es muy importante para la paz y la seguridad de los españoles”, que se ha visto atacada, como ocurrió el pasado 18 de agosto en Barcelona y Cambrils.

Con este incremento en las tres misiones clave para la lucha contra el terrorismo del Estado Islámico, el número de efectivos desplegados en el Exterior serán en 2018 pasarán de 2.501 a 2.748 en 16 misiones por todo el mundo, dentro de los límites aprobados por el Parlamento para cada una de las misiones.

Tras dirigirse a la tropa y fotografiarse con ella, la ministra visitó tres de las posiciones que mantiene el contingente español a lo largo de la línea azul que separa Israel del Líbano, con una especial atención a la P-428, donde en enero de 2015 falleció el cabo español Francisco Javier Soria, que fue alcanzado por un proyectil lanzado por el ejército israelí, que repelía un ataque de Hezbolá.

La misión en el Líbano es en la actualidad la más numerosa, con 630 efectivos, que podrían llegar a los 700, caso de asumir el mando. El contingente militar lleva en el Líbano 11 años y llegó a tener hasta 1.100 soldados desplegados.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.