Los vehículos atrapados en la autopista de peaje AP-6 desde última hora de la tarde de ayer, algo más de medio millar en la provincia de Segovia, han comenzado a circular desde las 12.18 horas, lentamente y con dificultades, bajo la coordinación de agentes de la Guardia Civil de Tráfico.

No obstante, la Delegación del Gobierno en Castilla y León ha recomendado que se evite en la medida de lo posible el uso de vehículos hasta que mejoren las condiciones, que ha afectado de forma considerable a las provincias de Segovia y de Ávila.

La previsión meteorológica, según las mismas fuentes, apuntan a la persistencia del temporal en forma de nieve y de lluvia.

La delegada del Gobierno en Castilla y León, María José Salgueiro, ha advertido de que la AP-6 no será abierta al tráfico mientras quede algún vehículo atrapado y se garanticen todas las medidas de seguridad en función de las previsiones meteorológicas.

Deja un comentario