Iñigo Errejón y Carolina Bescansa estarían pactando un acuerdo para concurrir juntos a las elecciones en la Comunidad de Madrid y desbancar a Pablo Iglesias de la dirección de Podemos, según un documento que se ha colado en el canal de Telegram de la diputada. Además, en su acuerdo, dejarían fuera de las listas de Madrid al secretario general de la formación en la región, el senador Ramón Espinar, cercano a Pablo Iglesias y que en los últimos días estaba negociando con Errejón su candidatura para las primarias del partido.

El acuerdo sitúa a Besacansa como número dos de Errejón en las listas de Madrid de las elecciones autonómicas y se mantendría de cara a las primarias del partido previas a las elecciones generales y la próxima elección de la secretaría general del partido. Errejón se comprometería a respaldar a Bescansa en su pugna por las primarias estatales.

“Este acuerdo es vinculante para la formación de la lista para competir en las elecciones primarias de Podemos en la CAM y también para la conformación de la lista para competir en las futuras elecciones primarias de Podemos de cara a las elecciones Generales y en el futuro proceso electivo de la secretaría general del partido. En el primer caso, se acuerda el respaldo a la candidatura de Iñigo Errejón a través de la integración de Carolina Bescansa en su lista como número dos. En el segundo y tercer caso, se acuerda el respaldo a la candidatura de Carolina Bescansa como número uno a través del apoyo de los equipos, estructuras y recursos disponibles en el momento en que ambos comicios tengan lugar”, recoge el documento en el segundo punto. El documento recoge que no podría haber alteraciones en eventuales negociaciones con otras fuerzas políticas, sin que quepa la alteración de este orden a partir de la formación de confluencias.

Errejón niega estar jugando a dos barajas con el apoyo de Iglesias a su candidatura mientras le prepara el patíbulo

Íñigo Errejón niega relación alguna con este documento, que parece la prueba de una conspiración interna en Podemos para apartar a Pablo Iglesias, aunque admite que había ofrecido a Bescansa un puesto en su lista. No obstante, el precandidato subraya que en esa lista en la que habría ofrecido un puesto a la diputada gallega, también había sitio para Espinar y Lorena Ruiz-Huerta, actual portavoz parlamentaria de Podemos en la Asamblea de Madrid, y miembro del sector anticapitalista Podemos en Movimiento, corriente que esta noche se reúne para decidir cómo concurre a las primarias madrileñas.

El documento filtrado es muy duro con la actual dirección y línea políticas de Podemos, y no oculta que su objetivo final, en un plan por fases, es apartar a la corriente de Pablo Iglesias, ganadora rotunda del congreso de Vistalegre II –en el que Errejón logró un respetable tercio de los votos, y la candidatura de Bescansa fue prácticamente ninguneada por las bases–, ya la que se responsabiliza de las actuales modestas espectativas de voto de Podemos. Que paradójicamente son las mismas que en febrero de 2917, en plena batalla entre errejonistas y pablistas: en torno al 18% de los votos.

Desde la dirección de Podemos se guarda silencio, y no habrá una reacción oficial a este documento que insinúa un doble juego de Íñigo Errejón, pactando su candidatura a la Comunidad de Madrid con el sector oficialista de Iglesias y Espinar, a la vez que se estaría negociando con Carolina Bescansa un documento en el que expresamente se habla de utilizar los recursos del grupo parlamentario madrileño para preparar la defenestración del actual secretario general de Podemos.

El PSOE ofrece a Manuela Carmena, la candidata que quiere presentar de nuevo Podemos, encabezar su lista en Madrid

Por si las primarias madrileñas de Podemos no estuvieran bastante calientes, el diario El País ha revelado a primera hora de la tarde de hoy que el PSOE madrileño habría ofrecido a la actual alcaldesa de Madrid, Manuela Carmena, líder de la candidatura ciudadana Ahora Madrid en la que está integrada Podemos, ser número uno de su lista por la alcaldía. Con Carmena fuera de España, la iniciativa socialista parece tratar de aprovechar la compleja –por decirlo suavemente– relación entre las distintas familias que conforman Ahora Madrid, y las dudas que eso suscita en Carmena a la vez que pone de manifiesto que el PSOE renuncia a encontrar un candidato de la suficiente solidez como para derrotar a la actual alcaldesa.

La operación supone, de hecho, señalar al votante socialista que la opción preferida del PSOE para la alcaldía de Madrid es la candidata de otro partido. Algo nunca visto.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.