La industria de la música está aportando nuevas figuras que aspiran a ocupar el lugar de aquellos que ya dominan el sector. Rebelde, rompedora y con un toque macarra, la rapera Cardi B es una de las nuevas apariciones que esta alcanzando la cima, no solo de la música, sino de otros campos como el de la moda.

Durante el poco tiempo que lleva cosechando éxitos, la rapera ha mostrado un estilo para vestir que se ha ganado la admiración de una gran masa de seguidores. Con un gusto extravagante y rompedor, Cardi B ya ha conseguido emprender su primera colaboración con la firma de moda Fashion Nova, de la que la cantante se declara fiel seguidora a través de sus publicaciones en las redes sociales.

La firma, con casi 20 millones de seguidores en su cuenta de Instagram, ha encontrado su éxito vendiendo prendas enfocadas a un público joven y con un estilo muy definido. Mini vestidos ajustados, prendas deportivas y con mensajes, pantalones vaqueros que potencian las curvas y estampados agresivos son algunos de sus básicos.

Este estilo también casa a la perfección con la imagen que presenta Cardi B: arriesgada y rebelde. Además de elegir a los mejores diseñadores para vestir, la rapera ha protagonizado alguno de los momentos más virales del sector de la moda este 2018.

El pasado 9 de abril, la cantante revivió la icónica imagen de una Linda Evangelista ataviada con cadenas y collares dorados de Chanel en los 90. Durante la presentación de su nuevo trabajo – Invasion of Privacy – en el programa ‘The Tonight Show’ de Jimmy Fallon, la rapera sorprendió con un body de látex repleto de cinturones y joyas doradas.

Otro de sus momentos gloriosos lo vivió durante la pasada semana de la moda de Nueva York. En el desfile de Alexander Wang, Cardi B acudió con un turbante, al más puro estilo Marc Jacobs, a conjunto con unas botas altas de cuero. Lo sorprendente fue la imagen de la cantante sentada junto a Anna Wintour, el gran nombre de la industria de la moda. Tras el evento, la imagen revolucionó las redes sociales, generando infinidad de memes y comentarios.

Aunque en sus canciones recuerde tiempos pasados y difíciles, como sus infancia en el Bronx o su prematuro trabajo como stripper, la cantante ha substituido esa humildad por exceso y apariencia. Ahora Cardi B viste de Balenciaga, Versace o Saint Laurent y presume de un anillo de compromiso valorado en medio millón de dólares.

Con la irrupción de las redes sociales y figuras como las Kardashian o la reciente Cardi B, se ha creado un emergente estilo de vestir que mezcla estilos formales e informales al mismo tiempo. Nuevos códigos que responden a nuevas generaciones y que muestran a través de Instagram.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.